¬°La fuerza y el poder de las mujeres mexicanas! ūüôčūüŹĽ

¬†Un grito de ‚Äú¬°ya basta!‚ÄĚ, se escuch√≥ este domingo en M√©xico con m√°s fuerza que nunca. Miles de mujeres han salido a las calles a protestar contra la violencia machista y para exigir igualdad de oportunidades frente a los hombres.

La protesta de Ciudad de M√©xico con motivo del D√≠a Internacional de la Mujer ha sido una de las m√°s multitudinarias que se recuerda en los √ļltimos a√Īos en todo el pa√≠s, en un d√≠a en que se han sucedido marchas en las principales ciudades latinoamericanas.

El aumento de los feminicidios, la violencia sexual, el persistente acoso hacia las mujeres y la pobreza que crece, principalmente, entre la población femenina son algunos de los motivos que han hecho que las mujeres desborden las principales calles de la capital mexicana, en vísperas de un paro nacional histórico convocado para este lunes.

Foto: El País

Foto: El País

En Ciudad de M√©xico, los principales monumentos del centro fueron blindados por el Gobierno local ante el temor de que fuesen vandalizados. Pese a algunos incidentes puntuales, la manifestaci√≥n se desarroll√≥ con normalidad, en un tono reivindicativo. ‚ÄúMujer escucha, esta es tu lucha‚ÄĚ, ‚Äúcon falda o pantal√≥n, resp√©tame cabron‚ÄĚ o ‚ÄúEl Estado no me cuida, me cuidan mis amigas‚ÄĚ, han sido algunos de los lemas coreados.

Los momentos de mayor tensi√≥n se vivieron en el Z√≥calo.Frente al Palacio de Bellas Artes, se instal√≥ un micr√≥fono abierto en el que las mujeres contaban sus experiencias de acoso y violencia machista: ‚ÄúMi expareja me peg√≥, humill√≥, y le dije a los ojos: ‚ÄėNo me voy a dejar matar, no nos vamos a dejar matar‚ÄĚ.

El hartazgo ante la ola de feminicidios ha sido el principal motor de las mexicanas para salir a la calle. Al día, en promedio, 10 mujeres son asesinadas en razón de su género.

Las historias sobre las v√≠ctimas de feminicidios llenan las p√°ginas de los diarios y abundan en las redes sociales. En febrero, los casos de Ingrid Escamilla y F√°tima ‚Äď‚Äďla primera, muerta a manos de su pareja y la segunda, una ni√Īa de 7 a√Īos‚Äď‚Äď desataron la indignaci√≥n nacional y sacudieron al movimiento feminista en M√©xico.

El reclamo no solo se ha concentrado en pedir al Estado que estos crímenes disminuyan, sino que se ha extendido a la exigencia de justicia en un país donde la impunidad alcanza niveles altísimos en los casos juzgados.

Con información de El País

Translate »