Tec regio, escuela de hampones

·El ‘cadáver político’ de Filizola

·Fernando Cano sufre otra vez

·Lo de Lydia, cese fulminante

·Sorprende valentía de Guevara

·Los ‘moches’ de ‘Mr. Zacapa’

De las muchas leyendas urbanas que se conocen acerca de la actividad política del hoy preso TOMAS YARRINGTON, sin duda una de las más interesantes es la relación que como gobernador llevó con la Universidad Autónoma de Tamaulipas y quienes entonces la controlaban.

Dícese, por ejemplo, que la suerte de HUMBERTO FILIZOLA HACES fue sellada por una lapidaria frase aplicada a YARRINGTON cuando asumía la dirigencia estatal del PRI, proveniente de la alcaldía de Matamoros, donde no había podido hacer ganar a HOMAR ZAMORANO, candidato de MANUEL CAVAZOS LERMA, gobernador de la época.

Y es que el entonces poderoso rector de la UAT era anfitrión de reunión para cierta clase política y se sorprendió de que entre los comensales se incluyera a TOMAS JESUS.

‘Aquí huele a cadáver político’, dicen que dijo HUMBERTO FRANCISCO a la hora de saludar a YARRINGTON, quien solo respondió con una helada mirada y una forzada sonrisa.

Quiso el ‘destino’ que TOMAS se convirtiera en gobernador y que los astros se le desalinearan a FILIZOLA, quien fracasó en su intentona por reelegirse y ampliar su rectorado a 16 años.

Y es que TOMAS ‘convenció’ a FILIZOLA de ‘hacer carrera’ en la política oficial y así, a cambio de entregar la rectoría de la UAT a CHUCHO LAVIN II (historia que merece pergeños propios), le prometía hacerlo diputado federal y meterlo en la lista de gobernadeables, entonces con nombres como OSCAR LUEBBERT, HOMERO DIAZ, LAURA ALICIA GARZA GALINDO, QUIQUE CARDENAS JR. y EUGENIO HERNANDEZ, entre los más destacados.

Previo a la entrega de la UAT para convertirla en un apéndice directo y obediente del gobierno estatal, YARRINGTON desarticuló todos y cada uno de los liderazgos internos de la Alma Mater de Tamaulipas.

Planchada la estrategia universitaria, HUMBERTO FILIZOLA dejó de ser cabeza de ratón como máximo líder de aquella aún poderosa, influyente y fabulo$a UAT, para convertirse en cola de león como uno más de los 500 diputados en San Lázaro.

Y de allí, al ostracismo, por más que de repente asome la cabeza para que lo consideren ‘para lo que sea’.

CHISMOGRAFIA: Ciertamente, YARRINGTON es el quinto exgobernador que va a la cárcel en este sexenio, a saber:

ANDRES GRANIER, JESUS REYNA, GUILLERMO PADRES y FLAVINO RIOS.

(Seis, con la captura, el sábado, del jarocho JAVIER DUARTE).

Con todo y eso, se ve complicado que ENRIQUE PEÑA NIETO logre componerle la figura al PRI y lo haga competitivo hacia la elección presidencial del año próximo.

En una de ésas, quizá ni poniendo tras las rejas a otros hampones: ROBERTO BORGE y CESAR DUARTE de Quintana Roo y Chihuahua, respectivamente, a los que también ya ‘traen de la cola’.

A propósito de corruptazos, hampones y cosas peores, como mero dato anecdótico registre que si también ‘traen de la cola’ a tres exgobernadores de Tamaulipas (MANUEL CAVAZOS, YARRINGTON y GEÑO HERNANDEZ), resulta que ‘ambos tres’ son orgullosamente egresados del Tec de Monterrey.

Pero, además, el jarocho JAVIER DUARTE obtuvo una maestría en la misma prestigiosa y pomadosa institución.

¿Y dónde cree usted que ROBERTO BORGE se graduó como Licenciado en Administración de Empresas? ¡¡¡Síííí!!! En el Tec de Monterrey.

Digo. ¿Por qué nomás les cuentan las buenas?

¿O qué? ¿Acaso no les ponían en el Tec alfombra roja y les hacían caravana cada vez que, en sus respectivos sexenios, se apersonaban por su Alma Mater?

Por su lado, hoteleros, restauranteros y demás empresarios dedicados al turismo en Nuevo León obtuvieron pingües ganancias con los vacacionistas que les abarrotaron esta semana santa.

¿Y Tamaulipas?

Digo, con eso de que doña ISABEL GOMEZ, secretaria de Turismo, sigue sin estrenar siquiera oficinas para despachar.

Recuérdese que desde enero debiera estar funcionando la sede en Tampico, pero…

A propósito, como que no se entiende que la secretaria de Finanzas, ING. GABRIELA GARCIA, siga sin hallarle la cuadratura al círculo de las finanzas estatales, bajo el argumento de que los que se fueron dejaron un tiradero, amén del impresionante desfalco y deuda que heredaron.

Digo, porque mientras los números no le cuadran a la ingeniero GARCIA VELAZQUEZ, en la Procu no se animan a escarbarle a lo que hizo EGIDIO con los dineros de los tamaulipecos.

¿A poco es de los ‘compromisos que se tienen que cumplir’ presumidos por GUILLERMO ‘Mr. Zacapa’ MARTINEZ GARCIA?

En ese sentido, por supuesto que uno de los tamaulipecos más nerviosos con la captura de TOMAS YARRINGTON y su eventual extradición a Estados Unidos debe ser su socio más emblemático: FERNANDO CANO.

Dícese que tan solo en contratos ‘legales’, las empresas de CANO MARTINEZ se beneficiaron con cerca de $1500 millones.

Está en la mira del gobierno gringo y no sería remoto que mandaran por él.

Por cierto, ¿y qué fue de aquellas ‘marismas’? ¿Lo recuerda?

Aquellos terrenos anegados por el mar, en la costa de Altamira, pero que FERNANDO CANO compró a precio de ganga en las postrimerías del gobierno de YARRINGTON.

Mucho se habló al respecto en aquella época, pero…

A su vez, no está usted para saberlo, pero en la Secretaría General de Gobierno manejan la especie de que no hubo tal ‘renuncia’ de LYDIA MADERO, sino que se fue cesada (y no de la mejor manera), desde el lunes previo.

Tan de adorno estaba LYDIA MADERO como secretaria de Salud, que no fue capaz de lograr el pago multimillonario a una amiga proveedora de la Secretaría, por más que demostraron la legalidad de sus operaciones.

El propio particular de LYDIA se encargó de propalar que ‘les están pidiendo demasiado’.

Y ya que andamos por la Secretaría de Salud, en verdad que no sabemos quién es el prominente cirujano que, habiendo cargos de alta relevancia en esa dependencia, ahora tiene que sufrir la burocracia como cualquier hijo de vecino.

El funcionario de marras debió regresar a su puesto de origen, sin las mínimas complacencias ni privilegios.

Ahora ya no solo checa tarjeta de entrada y salida, sino que debe cumplir el horario.

Lo chusco del caso es que quizá gane más en su afamado consultorio que lo que le pagan en nóminas.

¡Ah! Porque, además, le redujeron la ‘compe’ al mínimo.

Y, nomás pa’ ubicar, hete aquí el gabinete inicial de TOMAS YARRINGTON, anunciado con bombo y platillo aquel 5 de febrero de 1999:

Comenzaba con LAURA ALICIA GARZA GALINDO en la General, JAVIER VILLARREAL SALAZAR en la Tesorería y ESTABAN GONZALEZ subtesorero, más OSCAR LUEBBERT con una superpoderosa Sedesol que incluía Desarrollo Social, Deportes, Cultura y reducía a simples direcciones Salud (HECTOR LOPEZ) y Educación (LUIS HUMBERTO HINOJOSA).

Tenía a MAX CASTILLO como procurador, JUAN MIGUEL GARCIA en Agricultura, JORGE REYES en Economía, AIDA ACUÑA era la contralora y EDUARDO GARZA GONZALEZ estaba en Obras Públicas.

El jefe de asesores era FERNANDO VAZQUEZ ALANIS, aunque solo como figura decorativa, pues esa función la tuvo siempre EDUARDO GARCIA PUEBLA, con cargo real como delegado del CEN del PRI.

Otros allegados fueron PABLO ZARATE en Itavu y SIMON VILLAR en ‘Vamos Tamaulipas’.

El presidente del PRI estatal era JESUS VEGA SANCHEZ.

El área de prensa la manejaba MANUEL MONTIEL, con JORGE PEREZ como segundo de a bordo; ‘BETICO’ VALDEZ atendía la particular y TINO SAENZ, coordinador de giras.

En el segundo equipo, GERARDO GARCIA como subsecretario de Salud, SANTOS LOZANO en Deportes y HUMBERTO MARTINEZ en la Junta Local de Caminos.

Representante de su gobierno en Nuevo León y presunto prestanombres en la posesión de ‘El Tinieblo’ (otra vez abandonado, como antes de que TYR fuera gobernador) era ALFREDO PEREZ SALINAS.

Finalmente, vaya que las redes sociales se utilizan para todo.

Desde exposición de problemas personales hasta exhibición de eventos importantes.

Pero, también, para que no pocas figuras públicas dejen ver su verdadera identidad.

Fue el caso, por ejemplo, de FELIPE CALDERON, que en ‘tuitazo’ contra DELFINA GOMEZ, en el Estado de México, puso en evidencia no solo su ‘mecha corta’, sino la misoginia de que tanto se queja su esposa MARGARITA ZAVALA como suspirante presidencial.

O la cobardía mostrada por el exgobernadeable tamaulipeco ALEJANDRO GUEVARA, dejándose ir a la yugular al hoy defenestrado TOMAS YARRINGTON.

Cierto que GUEVARA COBOS y TOMAS YARRINGTON se convirtieron en enemigos políticos cuando el mantense, a la sazón diputado federal (2002),  desatendió ‘la línea’ del jefe político estatal que apoyaba a BEATRIZ PAREDES en la primera elección del CEN del PRI que se daba con un anfitrión no priísta en Los Pinos.

Por el contrario, GUEVARA COBOS se canteó para el lado de ROBERTO MADRAZO, quien ganaría esos comicios internos, con la historia harto conocida hacia la sucesión de VICENTE FOX en el 2006.

Con tales resabios, GUEVARA COBOS no tuvo entonces la ‘valentía’ mostrada ahora.

Hoy, con TOMAS tras las rejas, no tiene empacho el otra vez diputado federal en manifestar su contento por la actuación de la PGR en su captura.

Por hoy es todo. Mañana será otro día.

 

P.D.- Tómelo con todas las reservas del caso, pero pudiera ser que EGIDIO TORRE se convierta de ‘intocable’ (según ‘Mr. Zacapa’, por ‘acuerdos’), en carne de presidio.

En una de ésas y hasta los dos se ven en chirona.

Y es que, según una antenita chilanga, está por darse a conocer en una especie de agenda secreta, que el exvocero estatal extraía recursos del presupuesto tamaulipeco para ‘untar’ a políticos y comunicadores en chilangolandia, para ‘cuidar las espaldas’ a ‘La Morsa’.

Y no es poco dinero, advierten.

Buena parte del cual, por cierto, quedó en manos de MARTINEZ GARCIA, por los clásicos ‘moches’.

¿Estarán esos dineros dentro de los ‘acuerdos que se tienen que respetar’ (‘Mr. Zacapa’ dixit)?

Sale… y vale.